¿Sólo tienes objetivos?

Aquello en lo que quieras Triunfar, conviértelo en tu Pasión.

vive-con-pasion
En realidad no hay de otra, para Triunfar se necesita Pasión.
Un OBJETIVO es una conveniencia pasajera.

Una PASIÓN es el fundamento de nuestra existencia, aquello que nos sostiene y sobre lo que nos construimos.

 

 

 

 

Objetivo es hacer deporte. Pasión es ser campeón.
Objetivo es ser bueno. Pasión es ser el mejor
Objetivo es imitar. Pasión es crear

Un objetivo se siente en la piel. La pasión penetra e invade el alma, que es como, desde la ignorancia envuelta en poesía, llamamos a la parte más sublime de nuestro cerebro.
Vivir para hacer posible una pasión nos pide estar rodeados de apuntes, notas, referencias…porque si la carne es débil, el cerebro, en su faceta “archivo”, a veces es olvidadizo.
Un objetivo puede ser elástico y dúctil. Y a veces conviene que lo sea.
La pasión es hermética e innegociable. Y cuando deja de serlo, se transforma en una conveniencia.
Esto no quiere decir que no haya que tener objetivos. Para vivir con o de nuestra pasión, podemos diseñar pasos y objetivos que nos acerquen a ella. Lo importante es tener clara la diferencia para ser conscientes de que aquello que estemos haciendo, realmente tiene la pasión en el punto de mira.
Al final, si lo piensas, la pasión es una forma de vida, una actitud que nace de la certeza de que estamos yendo por el camino que deseamos.

 

 

¿Hasta dónde hay que llegar? Cada uno tiene su propia respuesta. Definitivamente.

objetivo

 

Lo MÁS y MUY importante, es realizar cada día una tarea que te acerque a tu gran objetivo.
Pero esta tarea deberá estar centrada con absoluta PASION.

“Lo Único que te puedo Garantizar es que TRIUNFARAS sí o sí.”